5 cosas que podrían pasar este fin de semana en la Premier League
Solskjaer buscando el segundo milagro de la semana, el Manchester City y el Liverpool siguen para bingo, el final del Kepa-gate...

A por el segundo milagro

Ole Gunnar Solskjaer es un hombre que ha definido su carrera a base de épica. Como jugador lo consiguió con el gol que cerró la final de la Champions League ante el Bayern, y, como entrenador, esta semana ha conseguido sellar la remontada más épica del United en mucho tiempo. Tras la euforia de eliminar al todopoderoso PSG, toca volver a la rutina de la Premier League, competición en la que el entrenador noruego puede obrar su segundo milagro de la temporada. Con José Mourinho, el cuarto puesto era una quimera, pero a base de victorias bajo la batuta de Solskjaer, es una realidad. Si este fin de semana consiguen vencer al Arsenal, rival directo en ese pelea por los puestos que dan acceso a la Champions League, el flamante entrenador del United estará cerca de sellar su segundo milagro en los banquillos.

¿Y si Europa no está tan lejos?

El West Ham United es un equipo inmerso en una continua montaña rusa. Empieza la temporada perdiendo los cuatro primeros partidos para después colarse en la lucha por el séptimo puesto, para que acto seguido se vuelva a desinflar. Actualmente, el conjunto londinense está escalando posiciones a un buen ritmo. Es más, esa séptima plaza que parecía asegurada para el Wolverhampton de Nuno Espírito Santo está a cuatro puntos. Aún quedan 27 puntos en juego, por lo que la remontada es posible. Esta jornada visitarán al Cardiff de Neil Warnock, equipo sumido en la pelea por la permanencia y que necesita puntuar para seguir con opciones de salvarse. Lástima que sea el West Ham, porque de otro equipo me creería eso de remontar hasta el puesto de los Wolves y no pegar una extraña bajada de rendimiento.

El último servicio de Marco Silva

No es fácil entrenar al Everton. Y no es porque sea el Everton, sino porque llevar los mandos de un equipo que incorpora jugadores a la plantilla como un niño comprando golosinas a grane no es sencillo. La temporada de los inquilinos de Goodison Park, pese a que sobre el papel tiene un proyecto ilusionante, está siendo decepcionante. Lejos de Europa y aún sin salvarse, Marco Silva ha sido el último en sufrir las negligencias de la planificación deportiva de los Toffees. Y como suele ser habitual en el club de Liverpool, una destitución a tiempo es una victoria. Para curarse de espanto respecto al descenso, no sería descabellado pensar que, si el Everton no consigue ganar esta jornada ante el Newcastle en St. James´ Park, el técnico luso puede ser despedido. Ya el Leicester, club similar al Everton en cuanto a objetivos, cesó a Claude Puel hace un par de jornadas, así que quien sabe si Farhad Moshiri se animará a echar a su tercer entrenador en algo menos de dos años. Si fuese Silva, no dudaría en ir haciendo las maletas.

Seguimos para bingo

El último traspiés del Liverpool en este 2019 ha provocado el adelantamiento del Manchester City, nuevo líder la Premier League. Pese a ello, el título no está ni mucho menos resuelto. Quedan nueve jornadas y solo les separa un punto. En la parada de esta jornada de la carrera por ganar la Premier, los Reds recibirán al Burnley y los Cityzens al Watford. Ambos conjuntos pueden dar un susto a los líderes de la clasificación, por lo que se equivocarían si se lo toman como un simple trámite. Especialmente en el caso del Liverpool-Burnley, donde los muchachos de Jürgen Klopp están en caída libre y los de Sean Dyche pueden aprovechar para sacar puntos. Pase lo que pase, el bingo de la Premier League no ha salido. El City tiene en su cartón menos números que tachar para ganar, pero quien sabe si todo vuelve a dar un vuelco y los de Anfield acaban cantando victoria. Una semana más, seguimos para bingo.

Adiós, Kepa-gate

La fecha del campeonato que nos acontece esta semana nos traerá un nuevo caso del Kepa-gate. Tras estar en el banquillo ante el Tottenham y volver contra el Fulham, este dantesco episodio en la temporada del Chelsea puede llegar a su fin. Todo dependerá de Maurizio Sarri y su decisión. O mantiene su castigo a Kepa Arrizabalaga o si se lo levantará. Está claro que el técnico italiano necesita del joven arquero español de cara a la pelea por el cuarto puesto, por lo que la solución más sensata parece la de hacer las paces. Pese a ello, levantarle el castigo puede volver a remover las ya revueltas aguas del vestuario del Chelsea. Esta semana juegan ante los siempre peligrosos Wolves de Nuno, por lo que la decisión debe ser contundente. Que conste que me refiero a la decisión de Kepa, el auténtico entrenador del Chelsea, porque Sarri lo que es mandar, manda más bien poco.

Comentarios
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información