El duelo parricida de los Johnson

Hoy martes, Oldham Athletic y Yeovil Town se enfrentan en League One. Lo interesante de este partido es que, el entrenador del Oldham, Lee Johnson se enfrentará a su padre, Gary Johnson, técnico del Yeovil. Será solo la segunda vez en la historia del fútbol inglés que padre e hijo se enfrentan como entrenadores en equipos opuestos.

Padre (centro) e hijo (izquierda) celebran el ascenso del Yeovil en 2003
La primera vez que padre e hijo se enfrentaron en estas circunstancias, fue en 1971 cuando Bill Dodgin del Bristol Rovers y Bill Dodgin Jr del Fulham, se midieron en un partido de la antigua Third Division.
Lee Johnson, de solo 31 años, se convirtió, cuando fichó por el Oldham el pasado 18 de marzo, en el entrenador actual más joven de la Football League. Desde entonces, este partido despertó un interés mucho mayor del que tenía en un principio. Este es su primer trabajo como entrenador. Lee comenzó su carrera como jugador (medio centro) en el año 2000, de la mano del Brighton & Hove Albion cuando el equipo estaba en tercera división. Tras un año con las "gaviotas", donde no jugó un solo partido de liga, se marchó al Yeovil Town de Conference (quinta división), donde su padre, Gary, había llegado como técnico unos días antes.
Después de un periplo de cuatro años y medio con el Yeovil, donde logró dos ascensos, se fue al Hearts de la liga escocesa. Con el equipo de Edinburgo solo disputó seis partidos en cinco meses y ganó una de Copa de Escocia. Al final de temporada volvió a Inglaterra, para reencontrase con su padre, esta vez en el Bristol City de League One, por aquel entonces, equipo al que su padre llegó un año y medio antes de que Lee dejara el Yeovil.
Lee tuvo una estancia fructífera en Bristol, sobre todo las primeras cuatro temporadas, donde también consiguió un ascenso, en este caso al Championship. En 2010, tras la marcha de su padre, estuvo cedido en un par de clubes, primero en el Derby County y después en el Chesterfield. Ya en enero de 2012, él y el equipo rescindieron su contrato de mutuo acuerdo. Un par de semanas más tarde, Lee probó por segunda vez en el fútbol escocés. En esta ocasión fue con el Kilmarnock donde firmó por dos años y medio.
Con el Kilmarnock, Lee consiguió su segundo titulo de Copa de Escocia, pero en esta ocasión, a diferencia con el Hearts, jugó los noventa minutos de la final donde derrotaron al Celtic de Glasgow. En enero de este año, tras haber jugado más de veinte encuentros con el Kilmarnock, Lee, al igual que en Bristol, decidió rescindir su contrato de común acuerdo. Esa marcha prácticamente significó su retirada como jugador, aunque su contrato actual con el Oldham estipula que es entrenador-jugador.

Será solo la segunda vez en la historia que se enfrenten padre e hijo en un banquillo

Gary ha sido el responsable de la llegada de jugadores letones al fútbol inglés

Gary Johnson, aparte de sus etapas en equipos ingleses, fue seleccionador de Letonia desde 1999 hasta 2001. Johnson ha sido la persona más influyente en la exportación de jugadores letones hacia el fútbol Inglés. Johnson fue la persona que recomendó al entonces entrenador del Southampton, Dave Jones, que fichara a uno de los mejores futbolistas letones de todos los tiempos, Marian Pahars, que jugó en los Saints durante siete años, donde disputó más de 150 partidos y marcó más de 50 goles. Johnson también recomendó al técnico del Arsenal, Arséne Wenger, que se hiciese con los servicios de otro jugador letón, en este caso el defensa Igors Stepanovs, que no tuvo tanto éxito en Inglaterra, ya que estuvo cuatro años con el conjunto londinense y tan solo disputó 20 partidos con la camiseta Gunner.
Desde que Lee llegó al Oldham, el equipo ha sumado dos victorias, dos empates y dos derrotas. Los Latics se encuentran ahora mismo en la vigésima posición a dos puntos del descenso, aunque con un partido menos que el Scunthorpe, que es el equipo que marca el descenso. El pasado sábado ganaron por 0-1 al Bury que, con esa derrota descendió matemáticamente a la League Two.

Por su parte, al Yeovil le van mucho mejor las cosas este año con Gary Johnson, que regresó al equipo a finales de la pasada campaña. Los Glovers llegan a Boundry Park después de derrotar por 0-2 al Stevenage del español Dani López, el pasado sábado. El equipo se encuentra ahora mismo situado en el cuarto puesto, que da acceso al play-off, y a cinco puntos del ascenso directo. Con casi toda seguridad, esta noche jugará la gran sensación de esta temporada, el delantero Paddy Madden máximo goleador de la competición con 23 goles. El que probablemente no estará es el mediocentro Dominic Blizzard que se lesionó el fin de semana.
Lee ha afirmado que "estoy emocionado. Es un gran partido para los dos equipos, pero lo bonito es que el partido ha creado mucha expectación y eso hará que sea un duelo muy interesante de ver para el espectador neutral".
"Conozco un montón de las cosas que Gary hace con el Yeovil, así que espero que eso contrarreste su mayor experiencia.Obviamente nos tenemos mucho respeto. Pero este partido es tan importante para el club, para mí y para la carrera de mis jugadores, que vamos a ir con todo a por los tres puntos. He venido a Oldham para llevar el trabajo a cabo y no voy a regalar nada al Yeovil".
Gary, por su parte, ha afirmado que "hay que tratarlo como si fuera un partido normal, porque es un partido normal para el resto de los miembros del equipo.Somos muy competitivos en todo lo que hacemos, pero es algo más, que él contra mí, son dos equipos que necesitan los tres puntos. Creemos que83 puntos serán suficientes para lograr el ascenso y tenemos que seguir luchando por eso mientras esté en nuestras manos".
Comentarios
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información