Andrés Weiss

Guía práctica para perder tiempo en un partido de fútbol

Planteamiento: Vas ganando 1-0. Si el partido acaba así, llegas al objetivo de tu temporada. Te vamos a proponer varias formas de perder tiempo para que se juegue lo mínimo posible en lo que resta de partido. La temporada pasada fue el portero con más amarillas de Championship, con 7. En un partido en casa… Seguir leyendo Guía práctica para perder tiempo en un partido de fútbol

Planteamiento: Vas ganando 1-0. Si el partido acaba así, llegas al objetivo de tu temporada. Te vamos a proponer varias formas de perder tiempo para que se juegue lo mínimo posible en lo que resta de partido.

  • Aprovechar al portero
  1. Lee Nicholls con el Huddersfield

La temporada pasada fue el portero con más amarillas de Championship, con 7. En un partido en casa ante el Preston, le pitaron un fuera de juego al rival. El defensa se dispone a sacar, solo para apartarse, correr y dejar que Nicholls saque. Con esto van 29 segundos.

Medio minuto después volvió a haber un fuera de juego. La táctica fue la misma aunque hubo un ligero cambio: En el momento en que el defensa colocó el balón, listo para sacar, el centrocampista cayó arrastrando a su defensor en el proceso. Esto dio al defensa un pase fácil. En cambio, su siguiente movimiento fue pasar por encima del balón e indicarle a Nicholls que sacara él. El árbitro sacó amarilla. El juego volvió tras 46 segundos.

Un mes después, ante el Blackburn, volvió a dar una masterclass. En el minuto 93 (iban ganando 3-2) hizo una palomita exagerada a un tiro de Lewis Travis que se había ido muy desviado. Cuando se levantó, caminó de un lado al otro del área pequeña para decidir desde dónde sacaba de puerta. Con esto generó 38 segundos. Mantuvieron el 3-2.

  1. Jens Lehmann contra el Wigan

El Wigan se había adelantado, y Chris Kirkland, su portero, empezó a perder tiempo desde el primer momento. Cuando el Arsenal remontó, Jens Lehmann decidió perder tiempo de la forma más exagerada posible: en un saque de puerta pasó la valla de publicidad para coger un balón, lo lanzó contra la valla y se fue hacia atrás, se hizo el tonto, volvió a tirarlo contra la valla, y fue con un trote cochinero a sacar de puerta.

  1. Ethan Horvath (Luton) contra el Sunderland

En la última acción de la 1ª parte de la vuelta de semis de ascenso de este año, Amad Diallo remató muy desviado. El portero del Luton, Horvath, saltó de manera exagerada, y consiguió que pasaran 32 segundos entre el remate de Diallo y su saque de portería.

  1. Ben Foster y una pelota de playa

Ben Foster ha sido siempre un genio perdiendo tiempo, y este fue uno de sus mejores momentos. Fue ante el Crystal Palace la temporada pasada.

Recibió un balón en largo en su área y se dio cuenta de que había una pelota de playa al lado. Avisó al árbitro, e intentó aplastarla, pero casi se tuerce un tobillo. Entonces le vuelve a decir al árbitro que espere, la aplasta de verdad, lo tira fuera, y sigue la jugada.

  1. Matt Glennon

El exportero de Carlisle o Huddersfield ha descrito su técnica con los saques de puerta: “Me encantaba alargar los saques de puerta, cuando los fans rivales hacían ese grito que termina en ‘Eres una mierda… ¡Aaaaaah!’. Esperaba a posta hasta que casi se quedaban sin aliento. Podías escuchar cómo se iban quedando sin aliento y entonces sacaba. ¡Miraba a mi alrededor y todos estaban tosiendo y con las caras azules por el esfuerzo!”

  • Utilizar los saques de banda y faltas (momentos de parón)
  1. Un Wallsall-Milwall de 2004: Dennis Wise provocó al rival y le funcionó

Dice Jimmy Walker (portero del Wallsall): “Me expulsaron en Millwall. Dennis Wise tenía el partido bajo su control, así que pensé que debía perder un poco de tiempo para cambiar las tornas, pero el árbitro añadió ese tiempo al final. Al terminar el partido íbamos perdiendo, así que tuve que acelerarme. Teníamos una falta en el centro del campo, envié a todos arriba y fui a sacar. Wise hizo exactamente lo que yo había estado haciendo: sostuvo el balón, habló con el árbitro y no me dejó sacar. Perdí la cabeza y le di una bofetada, o más bien un puñetazo. Era basura. Se tambaleó como si lo hubiera golpeado de verdad. Al árbitro se le iluminaron los ojos y me expulsó”.

  1. El Arsenal contra el Newcastle esta temporada:

El Arsenal consiguió perder 17 minutos contra el Newcastle esta temporada. Uno de sus recursos fueron los momentos de parón con faltas. En el minuto 5 White tardó 37 segundos en sacar después del pitido del árbitro. En el 40 le hacen una falta a Gabriel Jesus delante de Arteta: 38 segundos.

  1. Ryan Bertrand sacando mal de banda y señalándose la muñeca

El Southampton empató 1-1 con el Bournemouth en 2017… y Ryan Bertrand ayudó a sacar un punto con su pérdida de tiempo en el añadido: sacó de banda mal y se señaló la muñeca con un reloj imaginario.

  1. Kyle Walker con un recogepelotas

En un derbi en Old Trafford en diciembre de 2017 Walker intentó atrasar lo máximo posible un saque de banda devolviéndole la pelota al recogepelotas.

  1. Ryan Giggs y David Beckham vs Villa

En un partido ante el Aston Villa en agosto de 2001 tardaron 20 segundos desde que el balón estaba en el suelo hasta que tiraron… y además acabaron haciéndolo a la vez.

  • Llevar el balón a la zona del córner
  1. El Charlton vs Forest en marzo de 2015 (iban ganando 2-1)

Perdieron más de dos minutos gracias a lo que hicieron Tony Watt y Frederic Bulot, que fueron ovacionados. Bolut incluso se puso a dar toques. Los que lo sufrieron del Forest fueron Michail Antonio y Eric Lichaj, que se llevaron una amarilla cada uno en el tiempo añadido. 

  1. Ayew y Benteke en el córner contra el Watford

En el último partido del Palace antes de la cuarentena, en marzo de 2020, Ayew y Benteke consiguieron mantener el balón en el córner con una técnica de ida y vuelta.

  1. Haaland y Grealish

En una victoria 2-0 del Manchester City ante el Newcastle esta temporada, Grealish y Haaland demostraron que también son muy buenos perdiendo tiempo. Lograron sacar 4 córners, 1 amarilla a Lascelles y Haaland acabó dedicándoles una sonrisa.

  • Perder tiempo cuando estas lesionado y/o te vas sustituido
  1. Otra vez el Arsenal-Newcastle:

En el minuto 48, antes del final de la primera parte, Granit Xhaka se va al suelo con señales de dolor. Callum Wilson empieza a reprocharle que esté perdiendo tiempo. Esto produce un altercado que dura 1 minuto y 40 segundos, lo justo para que acabara la primera parte.

Esto dijo Callum Wilson al respecto: «Está sentado por una lesión y está sonriendo como si no pasara nada. Obviamente, solo está perdiendo tiempo. Creo que en algún momento cada uno de sus jugadores tuvo un problema que provocó que entrara el fisio, solo para levantarse después de un par de minutos de retraso. Entonces intentas levantarlo y empieza a hablar. Y si eres de la calle, no permites que la gente te hable así, porque fuera del campo la gente no me habla así”

Sobre el autor

Andrés Weiss

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.