Carles Maronda

El Arsenal sigue creciendo gracias a Van Persie (3-1)

El Arsenal sigue en el tono ascendente de las últimas semanas y ha conseguido una importante victoria en el Emirates ante el Stoke. Los de Wenger se adelantaron mediante un gol de Gervinho que fue contrarrestado por el de Crouch en el minuto 34. En la segunda parte, apareció de nuevo Van Persie para anotar dos goles y dar la victoria a los «gunners».

 

Premier League

Arsenal 3
Stoke 1
Ficha técnica
3 – Arsenal: Wojciech Szczesny, Johan Djourou, André Santos, Per Mertesacker, Laurent Koscielny, Mikel Arteta, Alexandre Song, Theo Walcott (Andrey Arshavin, 71), Aaron Ramsey, Marouane Chamakh (Robin van Persie, 67), Gervinho (Emmanuel Frimpong, 91)
1 – Stoke: Asmir Begovic, Ryan Shawcross, Matthew Upson, Marc Wilson, Andy Wilkinson, Glenn Whelan, Rory Delap (Salif Diao, 60), Dean Whitehead, Matthew Etherington (Cameron Jerome, 74), Jonathan Walters, Peter Crouch (Kenwyne Jones, 74)
Goles: 1-0, min: 27 Gervinho. 1-1, min:34 Crouch. 2-1, min:73 Van Persie. 3-1, min:82 Van Persie
Robin Van Persie volvió a demostrar la importancia que tiene hoy en día para el equipo de Arsène Wenger. Partiendo del banquillo, el delantero holandés solo necesitó 23 minutos para decantar la balanza a favor de los locales con dos goles.
 
Sin Van Persie como titular, al que Wenger le dio un merecido descanso, el Arsenal dominó gran parte del encuentro recuperando las buenas sensaciones mostradas la pasada semana ante el Sunderland. Aún así, igual que en el partido contra los «black cats», los de Wenger se dejaron empatar y sufrieron más de la cuenta para decantar un partido que podrían haber encarrilado mucho antes.
 
El partido empezó algo espeso, con los locales dominando pero sin crear peligro. Hasta el primer gol, lo único que vimos fueron disparos lejanos de Arteta y Ramsey ante la retrasada defensa del Stoke, pero ninguno de los dos disparos creó excesivo peligro.
 
Pero finalmente, a los 27 minutos de partido, el Arsenal consiguió romper la telaraña de los «potters». Ramsey recuperó un rechazo de la defensa visitante y colgó el balón en el área para que el marfileño Gervinho controlara con el pecho y pusiera el balón lejos del alcance del meta Begovic.
 
El Emirates celebró la ventaja sabiendo que si el equipo de Pulis tenía que adelantar lineas, los «gunners» podrían ampliar diferencias. Pero la ventaja local solo duró los siete minutos que tardó Peter Crouch en devolver el empate al marcador. El oportunista delantero de los «potters» aprovechó una confusión en el área del guardameta Szczesny para marcar el gol del empate haciendo gala de la capacidad que tiene para atraer balones perdidos en zonas peligrosas.
 
Los de Wenger dispusieron de un elevado porcentaje de posesión hasta el descanso e incluso dispusieron de alguna ocasión, pero el Stoke aguantó y llegamos al receso con el mismo resultado.
 
En la segunda mitad, el guión no cambió. Los «gunners» siguieron poniendo cerco a la portería rival pero chocaron una y otra vez contra la defensa de un Stoke que parecía cómodo con el empate. Wenger, viendo que el tiempo se le acababa, decidió dar entrada a Van Persie, que solo tardó siete minutos en cumplir con la expectativas depositadas en él y marcar el segundo de los «gunners» en el minuto 73.
 
Una apertura de Arteta a la derecha fue recibida por Gervinho, que puso el pase adecuado para que Van Persie fulminara la red visitante.
 
De nuevo el holandés, en el 82, estableció el definitivo 3-1 en el marcador, gracias otra vez a una combinación con Gervinho. El marfileño penetró esta vez por la izquierda para dejar el balón atrás y Van Persie hizo el resto.
 
El resultado devuelve al Arsenal a las posiciones cómodas de la tabla después de varias semanas en las que los de Arsène Wenger rozaron los lugares de descenso. Por su parte, el Stoke confirma que cuando juega lejos del Britannia, el equipo no es más que una sombra de sí mismo.
 

Sobre el autor

Carles Maronda